Otitis de verano. Tratamiento y prevención con homeopatía

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinyoutube

¿Sufres los veranos otitis?. Al llegar el verano nuestros hábitos cambian en muchas ocasiones, si tenemos vacaciones aprovechamos el tiempo extra para hacer actividades que en otros momentos no podemos realizar. A veces incrementamos nuestro ritmo deportivo y los chapuzones en la piscina o el mar se convierten en la tónica habitual.

Si eres de los que se pasa la mayor parte del tiempo en el agua y tienes los oídos sensibles, has de saber que debes cuidar esta parte del cuerpo, pues puede inflamarse y derivar en una otitis. Este trastorno es bastante común en verano, por esta causa. Puede que el agua esté muy fría y si penetra durante mucho tiempo en el canal auditivo podemos causar una infección en la zona. Y lo mismo puede ocurrir si no nos aseguramos de que las aguas en las que nos damos el chapuzón del día no están contaminadas, algo que debemos mirar con detenimiento en las aguas de lagos, lagunas, ríos, etc.

El oído también se puede ver perjudicado si abusamos del aire condicionado a temperaturas muy bajas. Lo ideal es que esté regulado entre los 24 y 26 º, pues a temperaturas más bajas puede ser contraproducente. Además de afectar el oído las vías altas pueden sufrir y podemos presentar un cuadro de catarro veraniego nada deseable durante estas fechas.

Las otitis se caracterizan generalmente por presentar un dolor intenso muy desagradable, pérdida temporal de la audición y en ocasiones fiebres. Para calmar el dolor y la fiebre podemos acudir a la homeopatía, que ofrece medicamentos homeopáticos para estos casos.

Esta terapéutica tiene en cuenta las características de la enfermedad junto a las particularidades de cada paciente. De modo, que es importante determinar cómo se ha producido esa otitis para indicar el tratamiento homeopático en cada caso. Un profesional de la salud en homeopatía es quien mejor puede asesorarnos en este sentido y la mejor forma de garantizar que vamos a tomar el medicamento homeopático más acorde con nuestro trastorno.

Del mismo modo, recordamos que la homeopatía puede administrarse en niños y bebés, ya que carece de efectos secundarios, y suele recomendarse en el ámbito pediátrico, tanto para el abordaje de las otitis como de otras patologías frecuentes en los niños.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

zarcorios

Doctor en Farmacia. Especialista en FItoterapia, Homeopatia y Medicina Natural